martes, 16 de junio de 2009

Y LOS SUEÑOS CINE SON


Yo pagaba el ticket de la entrada con parte de mi asignación semanal, el resto se iba en tebeos y regaliz de palo para la semana.

Ahorraba más bien poco, hecho que me provocaba más de una discusión familiar.
La sesión dominical de cine empezaba alrededor de las cinco de la tarde del domingo y constaba de tres pases . Es decir de tres películas , primero"la mala ", después "la de en medio" y en sesión de noche "la buena".
Empecé a ir al cine cuando todavía conservaba toda mi primera dentición. Era lo normal en mi pueblo, porque era la única distracción aparte del Casal Parroquial, al que afortunadamente no teníamos mucho apego familiar. Y también algo de manía al cura pues me echó del coro al segundo día.
Y era eso de meternos a pasar la tarde frente a una pantalla, o la alternativa poco segura de ir revoloteando hasta el atardecer con la bicicleta recorriendo las acequias, el río o peor aún, las desprotegidas orillas del Canal d´Urgell.
Ante este panorama los padres preferían sin lugar a dudas tenernos seguros y encerrados, sentaditos, bocadillo en mano, en las butacas del cine.

En mi pueblo hubo durante un tiempo dos salas. "La Humanitaria" , con una tradición heredada del viejo asociacionismo cultural republicano, y en la que mi familia disfrutaba de un palco, y el "Cine Casablanca" que acabó absorbiendo a la clientela fiel del primero cuando se decidió a clausurar sus puertas, ante la presión de la modernidad y la oferta de compra del local por parte de una gran empresa dedicada a la confección textil.
Soy incapaz de hacer recuento de todo el cine que vi allí.
Pero recuerdo nitidamente que me prohibieron ir en dos ocasiones , porque la película era "verde" .
Era una película italiana donde salia una actriz cuyo nombre no recuerdo , con un vestido veraniego con tirantes, pues fue lo único que retuve del cartel anunciador que por supuesto repasé minuciosamente cada tarde de la semana anterior merodeando por la plaza con la bici a la salida del colegio .
Tenia que descifrar qué cosa era eso de ser "v-e-r-d-e".

No lo conseguí.
Pero debo confesar que desde entonces siempre me han gustado esos vestidos floreados y con tirantes para las tardes de verano.

Y en la otra , que era francesa , creo que salía Simone Signoret, lo sé porque en esa me colé .
No entendí muy bien que llegaba a pasar en el argumento, pero recuerdo una escena en la que intuí que debía de residir todo el meollo por la intensidad de la mirada de la Signoret.
En ella acababa confesándole a alguien que en un pasado turbulento era una " Madame".
Cacé la palabra al vuelo y la retuve. Aún faltaban muchos años para mis clases de francés de bachillerato .
Por supuesto que eso de ser "U-n-a M-a-d-a-m-e" me intrigó durante un montón de tiempo , y no he podido nunca evitar que siempre me haya producido muchísimo morbo cuando en algún viaje al vecino país recibo tal trato.
Lo prefiero y con mucho al de Mademoiselle .

Y también recuerdo que en "Cleopatra " ante el insistente rumor , probablemente propagado por el empresario del cine , de que iba a proyectarse un rollo no censurado , que por no se sabe que extrañas influencias, le habían mandado a él . Y ante la afirmación popular de que había una escena en la que la Taylor salia tal como dios la trajo al mundo desenrrollándose desde dentro de una alfombra ,
y presentándose de tal guisa frente a un pletórico y dispuesto Marco Antonio ;
mis padres me mandaron a casa en el entreacto.


Por supuesto que no voy ahora a extenderme aquí sobre el poder que desde entonces ejerció tal hecho en mis futuras fantasías sobre el Antiguo Egipto
y las alfombras en general.



25 comentarios:

Mad Hatter dijo...

Ummm... "Madame"... "Mad-ame"... ¡Muy interesante!

atikus dijo...

Aha!...por eso te vistes en cuanto pudiste ¡que verde era mi valle!...jejeeje!!!

si la verdad es que la cuestión de la censura es curiosa, en especial los "rombos" que ponían en la tele...para los que vivimos con ellos en nuestra infancia era toda una faena!

Recuerdo a mis hermanas sonrojadas viendo el planeta de los simios con charlton heston en juicio sumarisimo.


Y tienes alguna alfombra comprada en egipto?...mira que eran baratas, pero cualquiera se pillaba una...bueno si se que tenian regalo igual si ;)

besitos

Emily dijo...

Mis padres eran permisivos. Todo vale en el aprendizaje de lo "verde". Filtraban poco y se lo agradezco.
Cine y canal, también en mi infancia.
Lo verde empieza en los pirineos.
Lo de Cleopatra también me marcó, pero a tu más me parece. Yo recuerdo la escena del suicidio con serpiente y el baño en leche de burra, una fantasía como otra.

MK dijo...

Ves?!Lo que yo decia ¿ A que a tú también le has encontrado algo a ese Mad-ame?...pueees, suena muy bien.

Qué película , Atikus! "Qué verde era mi valle"!. Esta pertenece a las reposiciones de las tardes de los sábados...En aquellos años no valoraba todavía los westerns .
Pero yo ya intuia por aquel entonces que había verdes y v-e-r-d-e-s .
Una cosa eran las praderas y otra las praderas con Jeffrey Hunter cabalgando sobre ellas.

Huy! y Heston en taparrabos,
cabalgando con la chica en la grupa , hacia esa mítica imagen final del "PLaneta de los Simios".

Y Egipto es una asignatura pendiente , hace mucho tiempo que quiero ir , pero he soñado tanto con éllo que creo que ya és como si hubiera estado.
Y sí , tengo alfombra voladora en casa , por supuesto. :-D

Emily , en el fondo en casa también hicieron lo que resultó ser mejor , que fue dejarme a mi libre albedrío , confiando en mi buen juicio , mi falta de curiosidad ,mi recalcitrante timidez , mis profundas bases religiosos y mi firme apuesta por los sólidos valores de la castidad.
En cuanto a lo de la serpiente y la leche de burra pasaron a segundo término después de imaginar los equilibrios para no asfixiarte dentro de la alfombra , como tardara mucho en aparecer el Marco Antonio de turno y el ataque de urticaria posterior por los alergenos de los ácaros.
...pero si ese romano lo valía , lo valía.

el paseante dijo...

Jo anava al cinema sota l'esglèsia. No era ben bé un cinema. Era una habitació amb un projector. I allí vaig veure un munt de pel.lícules del Tarzán. I a la sortida li demanava al meu pare que em comprés una regalèssia per anar a menjar-la al costat del canal d'Urgell tot passejant.

Ja tocava que escrivissis un post parlant de tu. M'agrada quan ho fas i començo a levitar. Hi ha gent que em confon amb un OVNI sobrevolant el Turó Parc.

desconvencida dijo...

Qué bonitos recuerdos, MK, tardes y noches de cine... yo no he vivido lo mismo, pero sí que recuerdo las sesiones contínuas de cine, de cuando era pequeña... y el morbo que me producía ver a escondidas en tv una película de uno o dos rombos...

Albert dijo...

Mi querida Madame, Uf, las tardes de sesión doble y continua, en que no importaba entrar a media proyección y ver el comienzo después. En mi pueblo había cuatro cines y ahora no hay ninguno. Justo delante del cine, una pareja de abuelos, tenían montado un puesto de venta de golosinas. Algunas de ellas terminantemente prohibidas de entrar en el cine. No entiendo como los dueños del cine tardaron tantos años en pillar la buena idea del negocio de los abueletes.

Urbano el Humano dijo...

El cine también puede ser una fuente de espiritualidad y conocimiento Universal.

MK dijo...

Paseante , ja vaig comentar-te per aquí que això de les coordinades geogràfiques mes o menys compartides, encara que estem a l'era de la globalització marca moltissim.
Respecte a lo d'explicar cosas mias , no sé ,cuando me pongo a transcribir el globito que se me ha subido a la cabeza con algo que me ha pasado o algo que recuerdo , a medio escribir ,rapidito , como siempre, con mis acentitos cambiados y veo como se deslizan mis faltitas de ortografia a las que tengo tanto cariño y a las que tanto me he acostumbrado,pues me traspapelo y empiezo a dudar de a ver a quién caray puede interesarle eso , ...y acabo tirándolo porque me veo a mi misma contando batallitas y qué caray vais a pensar de mí?.
Si me entusiasmo en contar que hace un montón de años , mochila en ristre ,seis catalanitas , un venezolano alpinista solitario , un canadiense intérprete de banjo y tres norteamericanos malabaristas ambulantes, descubrimos las ruinas, no catalogadas de un templo medio enterradas en plenos Andes en una ruta no oficial , a unos kilómetros de Machu-Pichu y tuvimos que huir por piernas porque casi nos detienen unos parapolicias machete en mano que vas a pensar de mí ? tú , que me has visto arrastrando las bolsas del Carrefour una de esas tardes de invierno volviendo desangeladita del despacho?
Que ja no hi toco , oi?


Claro que uno de los consejos de Bolaño, para futuros aspirantes a cuentistas es que ...
hay que mentir,
mentir siempre...

MK dijo...

Albert, gracias por ese Madame..

Pero ni eso ha conseguido sacarme esa visión de esos huevos fritos perfumados con trufa de invierno...

MK dijo...

Descon , yo no sé de donde has sacado el tiempo entonces , con lo joven que eres ,de haber visto tanto y tan buen cine como el que comentas en tu blog.
Niña lo tuyo es un dón especial , porque además te fijas en detalles preciosos que se me escaparon incluso después de haberlas visto más de tres veces.

MK dijo...

Urbano el Humano , gracias por tu visita a esta casa.
Después de visitar tu blog , me maravilla pensar como las casualidades enlazan las necesidades.
Lo seguiré visitando , pues ando falta de orientación y consejo ultimamente.

Me ha chocado , eso sí , la imagen de tu avatar.
Me ha recordado muchísimo a un amigo mío que siempre me ha jurado y perjurado que él proviene de Reticulín.
Saludos interplanetarios si ese es el caso.

Lula Fortune dijo...

Joder, a mí también me echaron del coro, la monjas. Decían que cantaba mal. ¡Habrase visto! panda de reprimidas. Yo era punki.

Y también tengo un cine de infancia.El cine Victoria, un cine de barrio en el que ahogaba las larguísimas tardes del larguísimo verano barcelonés. Sesión continua y ningún criterio, pues mi madre nunca se preocupaba de preguntarme lo que echaban. Y así fui haciendo mi pequeño puzle cinéfilo, sin orden ni concierto, pero absolutamente prendada de aquella pantalla. creo que nunca salí del cine Victoria.
Besos y bicos por igual.

Urbano el Humano dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
nmp dijo...

Estic cuinant una mena de caldereta d'escórpora amb patates per la meva família. Feia mesos que no ho feia.
A Menorca et vaig pensar, la primavera ja era un pel groga però estava encara tot ple de papallones i erugues de s'alsina (serugasusina).

ai, que m'he equivocat de personatge.

MK dijo...

A ti también te echaron Lula?.
Fíjate que yo creo que hubiera llegado a ser la esperanza blanca del soul de mi pueblo.
Pero mi estilo no se había definido mucho por entonces y claro , además era pequeñaja , raquitilla y demasiado morenilla.No pegaba mucho en ese coro angelical.
Pero de todo se aprende. No es que ahora sea muy alta y muy rubia. Pero he aprendido a no presentarme a castings para coros.
El cine Victória dices?.Sabes que creo que yo también he ido a ese cine.


Bien!! así m'agrada abandonant la dieta de mandonguilles de l'ikea(per cert , els de casa els hi tenen veneració).
"A Menorca et vaig pensar" , es una de les frases més enyoradores que m'han dit aquest deu últims anys,nmp.
Vas anar-hi finalment a principis de juny?.Hi quedaven als marges flors d'aquelles que semblen de forratge i son de color lila? Com es diuen ? tu ho deus saber.
Vinga posa fotos al blog..

Alex dijo...

Me ha encantado, Mary Kate. Lo leí hace un par de días apresuradamente y decidí volver a hacerlo con calma, saboreando tus recuerdos que en parte son los míos.

Nací, como sabes, a escaso diez metros de un cine. Era un bebé cuando mi madre me llevó a ver mi primera película cuyo título, lógicamente, no puedo recordar. Llegué a ver muchas matinees y no pocos programas dobles, pero no triples. Creo que asociaré para siempre esos términos de la mala, la de enmedio y la buena a ti, exuberante mujer que nada tiene que envidiar a la Signoret. Por cierto, qué guapa esta Liz Taylor en "Cleopatra". Cobró un millón de dólares de la época al filmarla porque Mankiewicz no imaginaba otra Cleopatra que ella.

Me he sentido transportado a tu infancia, Mary Kate. Gracias por compartirla.

NoSurrender dijo...

Claro, la censura crea el mito y el mito pervive a un nivel más profundo que la propia historia. Luego, cuando vuelves a ver de adulto esos momentos prohibidos y excitantes, todo decepciona un poco. Como los pechos de la estanquera de Fellini :)

Besos y alfombras!

atikus dijo...

Pilla la alfombra voladora y ve a Egipto...es grandioso ;)

aunque los vendedores ambulantes son un rollo pero de algo tienen que vivir!

Lula Fortune dijo...

Pues yo era rubia y blanquita, con cara angelical pero se les jodió el invento. Llegaron a proponerme que solo moviese los labios. ¡Qué indecentes! sólo me querían por mi imagen angelical. Menos mal que puse remedio con unos cuantos piercings y tatuajes jejejejejeeje.

MBI dijo...

Las casualidades encerradas en ?¿ como círculos que se cierran.
Descubrimos como se concatenan para cumplir un destino que pudimos pero no supimos.

MK dijo...

Alex , Lagarto ,Atikus , Lula, MBI(bienvenida!)...perdonad mi tardanza en responder.
Hoy empiezan mis vacaciuones de verano y ya es hora de entonar ese Pa´fuera telarañas!!.
Un beso muy grande a los que os seguís pasando por esta casa.
Voy a airear y dejar que entre el sol , por mí ,pero también y sobre todo para vosotros.Muaacc!

Emily dijo...

Déjate de sueños y ponte ya a por el kit!

El futuro bloguero dijo...

Se me pasó tu entrada MK, y eso que ya lleva tiempo...

Besos en programa doble, o doble programa de besos para ti.

MK dijo...

Besos a los dos.
Besos de finales de verano.
Me encantan esos comentarios perdidos...